2 de diciembre de 2014

Tiempo al tiempo

Cuando tienes niños te das cuenta del paso del tiempo, de su importancia, de aprovechar cada segundo y de que no hay vuelta atrás. 

Y entonces te preguntas cuál era ese antes que llamabas ahora. Ese ahora que pasaba desapercibido,y que ese antes no era un "antes" porque entonces era un ahora.

Ese antes de domingos sin hacer nada, de placeres ya casi olvidados, de total independencia, de salir a la calle sin rumbo ni horario fijo, esos antes trasnochadores y esos ahora de infinitas ojeras.

Ni el antes era tan bueno ni el ahora tan inoportuno; pero siempre se hace tarde cuando entendemos a que juega el tiempo,de que estamos a su merced y de que tantas veces idealizamos ese pasado del que ya no podemos disfrutar.

“Si amas la vida, economiza el tiempo, porque de tiempo, se compone la vida”
Benjamín Franklin


Ahora es domingo aunque esta tarde sea mi ahora y este ahora se haga tarde en un momento.

Disfrutemos del ahora sin recuerdos del pasado y sin poner freno al futuro ya que los días son largos pero los años cortos.